La Ley Natural es la guía por la cual sabemos diferenciar de lo que está bien de lo que está mal.

La Ley Natural nos dota de moralidad, de sabiduría, de autoridad y de capacidad para escoger, experimentar de manera constructiva y equilibrada nuestra experiencia vivencial.

Si no quieres sufrimiento autoinfligido y caos en tu vida has de alinear tu comportamiento con la Ley Natural, conociendo la diferencia objetiva entre el bien y el mal, y eligiendo a través de la voluntad la buena acción sobre la mala.
 

Definición de Ley Natural

 
Vamos a ver una definición de Ley Natural (Mark Passio) en base a las dos palabras que la conforman:

«Ley es una condición existente que es tanto vinculante como inmutable (que no se puede cambiar). Que una ley es existente,quiere decir que está presente y no puede ser ignorada y pensar que no va a tener efecto, es una ley que está en operación, que es vinculante porque tiene un efecto independientemente de que creamos que tiene un efecto o no, independientemente que entendamos que tiene un efecto.

Lo Natural es inherente, teniendo base en la naturaleza, realidad y verdad, no creada o causada por el ser humano. Es decir, si es natural, el hombre no la creó. Otro significado de Natural proviene del egipcio «Neter» que significa Espíritu, «Neter-al» – Natural significa relacionado con el espíritu.

La Ley Natural es una Ley Universal que tiene la misma relevancia que las leyes físicas que rigen el universo, como por ejemplo la Ley de Gravedad. Mientras que las leyes universales físicas rigen el mundo material, la Ley Natural rigen los comportamientos de los seres sensibles (entre ellos los seres humanos), y tiene dominio en el mundo espiritual (natural).
 

 
Las Leyes Universales son independientes e impersonales, funcionan el 100% de las veces, están en efecto eternamente, no hay nada ni nadie que pueda cambiarlas porque no fue el hombre quien las creo, sino que fue el Creador quien las puso en efecto (llámalo Dios, Inteligencia Universal,…). Todos estamos sometidos a estas leyes, nos guste o no, las aceptemos o no,las entendamos o no. Están en efecto y estamos creando la realidad que experimentamos basándonos con las interacciones con las leyes invisibles. Nunca no podemos estar no haciéndolo, es una imposibilidad. Siempre estamos cocreando en cooperación con la Ley Natural, tanto en armonía como en oposición, mientras estemos en el dominio físico.»
 

La Ley Natural es la verdadera Ley que rige los comportamientos humanos

 
La Ley Natural está por encima de cualquier «ley» o norma establecida por el hombre. De hecho, a lo que conocemos como leyes que rigen nuestro mundo legal, no son leyes como tales, según la definición de Ley. La Ley Natural da legitimidad o no a nuestras acciones, mientras que las «leyes» de la «justicia»del hombre dan la legalidad.
 

 
La Ley Natural también es conocida como la Ley del Karma, la Ley de Causa y Efecto,…

La Ley Natural imprime un carácter divino a la existencia, como manos de Dios en acción, creación y experimentación.

La Ley Natural marca el ritmo de la vida. La Ley Natural es vida en desarrollo.

La Ley Natural marca centrarse en el bien y evitar el mal reconociendo de forma práctica en el «haz al otro lo que te gustaría que te hicieran a ti» y «no hagas al otro lo que no deseas que te hagan a ti«.

Los principios que rigen la Ley Natural, por tanto, tienen mucho que ver con el respeto, empezando por el respeto por la vida, como don que se nos ha otorgado, como don que mueve el mundo.
 

 

La Ley Natural y la Libertad

 
La Ley Natural tiene mucha que ver con la libertad, la libertad de escoger el camino, apreciando los límites de los derechos de los demás y los de uno mismo, que confluyen en un puzzle armónico de camino vital.

La Ley Natural tiene mucho que ver con la justicia, con el equilibrio, con el dar y tomar de manera sana, lo que corresponde, sin lastimar a los demás y con plena solidaridad.

La Ley Natural tiene mucho que ver con la autoridad de uno mismo, con el reconocimiento del propio poder en la toma de decisiones del camino vital. Ser el propio juez que rige, entiende, valora y si es necesario se arrepiente y rectifica el camino de la acción errada.

La Ley Natural tiene también mucho que ver con la búsqueda de la Verdad, que nutre de conocimiento y es la que realmente nos hace avanzar haciéndonos a cada paso más sabios de vida.
 

 

La Ley Natural y el orden

 
La Ley Natural tiene mucho que ver con el orden, la armonía y es totalmente contraria al caos, al sinsentido. Porque la Ley Natural tiene que ver con lo Natural, con la creación armónica, con la Fuente, con Dios mismo.

La Ley Natural se sabe y se comprende en esencia y se aleja del sobrevivir en automático abanderando el mal con el puro egoísmo, dañando y lastimando a la tierra, a los congéneres. Se aleja del vivir superfluo, sin pensar, sin Sentir, sin decidir, sin tomar responsabilidad de la propia vida, viviendo un poco sin saber por qué, dando todo igual, hoy blanco y mañana negro, sin saber que nuestras decisiones marcan el rumbo de uno mismo y de todo.

La Ley Natural tiene mucho que ver con el despertar a la vida con un nuevo espíritu, ávido de saber, de Ser en plenitud, de impartir justicia, de ansiar la verdad y de moverse libre en comunidad respetando al otro y respetando mi propia soberanía como cocreador armonioso de la realidad del mundo.
 
convencimiento
 
La Ley Natural tiene mucho que ver con la espiritualidad realizada en la Tierra, en el día a día. Tiene que ver con el espíritu que transforma en luz la oscuridad. Tiene que ver con ser valiente y dar ejemplo de como pueden cambiar las cosas a mejor, si somos más conscientes, si somos más libres, si somos más sabios, si somos más justos, si somos más naturales y por tanto divinos en esencia y en práctica.

Si tuviésemos presentes en nuestra vida estos principios de la Ley Natural, podríamos comprobar, por nosotros mismos como una sensación de plenitud, de sabernos que por fin estamos en el rumbo y en el camino adecuado, nos hinchiría el pecho, nos brotaría sin duda la sonrisa, la alegría vital, que compartiríamos con los demás, conscientes de que, aunque el camino sea ahora muy cuesta arriba y el mundo está completamente controlado por mentes desalmadas, se habría comenzado el camino imparable de la recuperación del sentido y del vivir.

¿Por qué conformarnos con vivir en el infierno actual si tenemos en nuestro poder el hacer frente, el poder iniciar nuestro paraíso terrenal que no es otra cosa que vivir en armonía?

¿De verdad vas a seguir ignorando la llave de la Ley Natural?

Que el tapiz del mundo se vea y luzca diferente depende de tu pincelada. A ella le seguirán otras. Todo es empezar a mostrar nuestra verdadera naturaleza.

—————————————–

Seminario Ley Natural

Os recomendamos encarecidamente que veais los vídeos del seminario de Mark Passio ya que consideramos que es un contenido excelente para entender la Ley Natural. (Traducción al castellano por JoeKnowBody)


 

A %d blogueros les gusta esto: