¿Qué es para nosotros Ser Consciente?

Ser consciente no es elevarte al infinito, conectar con un ser superior o con espíritus, y hablar de la vida y el mundo con palabras fantásticas que te sitúan en un plano de no realidad, que te alejan de tu mundo físico.

Ser consciente es saber verte aquí y ahora. Sentirte quien eres en cada momento.

Es situarte a ti, a tu alma, en el centro de tu vida para poder valorar en que punto de evolución y compromiso contigo y con la Vida  (que soy ahora, que puedo llegar a ser, en que no quiero convertirme,…).

Es Sentir tu cuerpo, es Sentir tus pensamientos, Sentir como la energía se transmuta en las acciones de tu Vida y entonces saber hacia adonde debes crear tu mundo, si deseas tomar las riendas o decidir dejarte llevar por la inercia del vivir de los demás.

Ser consciente no es sentirse superior a los demás, como si un rayo te hubiese iluminado y solo tu y unos pocos pudieseis tener derecho a la sabiduría.

Ser consciente es sentirse humilde y sentirse «parte De». Es a la vez sentirse pleno, sentirse merecedor y disfrutar de la Vida y de la responsabilidad que mostrarte tú y tus dones conlleva.

Ser consciente de tu verdad y tu propósito. Actuar y vivir con Sentido.

Ser consciente es ser más Tú que nunca y para ello no deberás utilizar palabras estupendas que te hagan danzar a las estrella (es decir, me pongo el traje de consciente y utilizo un lenguaje «guay» para demostrar que soy especial). Simplemente tendrás que hablar con la sonrisa, con los ojos, sobran las palabras, y abrazar de corazón tu paso por la Vida y apreciar lo que se muestra a tu paso: las personas, los acontecimientos,…para poder aportar tu luz y verdad con sencillez para hacer de este mundo, de esta tu vida ahora, un momento mejor, más equilibrado, más pleno.

De poco sirve «sentir las energías», «vibrar a alta frecuencia», «viajar a otras dimensiones» a ratitos, si no te atreves después a vencer tus bloqueos y miedos del mundo real y pasar a la acción y ayudar a co-crear la parte del mundo que te corresponde y anhela tu alma.

Ser consciente no es evadirte, ni juzgar, ni diferenciarte de «los dormidos», sino transformar tu Sentir en tu hacer y tu crear en esta Vida.

Si eres consciente, actúa en consecuencia, en coherencia. No huyas de tu verdad.

La conciencia no es la iluminación. La conciencia es la confirmación de tu agradecer y tu compromiso Vital.

Mostrarás con los hechos tu grado de conciencia y no con las palabras!

Vive en conciencia y en coherencia con tu Ser. Transforma tu Vida con tu Sentir. ALURA!

A %d blogueros les gusta esto: