Si alguien te dijo que no te quería. Si alguien te dijo que eras mal@, que no merecías. Si alguien te hizo sentir que las cosas que hacías no eran correctas. Si alguien te hizo sentir dolor. Te golpeó el corazón y te hizo sentir muy pequeñ@ e insignificante, perdona, acepta y ama.

Ese día es hoy y está en ti sentir toda la plenitud de tu ser, toda su grandeza, toda su perfección.

Sonríe a la vida y abre el corazón. A la dicha de vivir.

Necesitamos sentirnos pequeños para poder saber sentirnos grandes. Tu ya lo sabes. Cerrar el corazón para poder sentirlo abierto. Recibir dolor, provocar dolor para poder sentir la plenitud del amor y dar amor.

Acepta todo momento vivido, pues tu lo puedes transformar en necesario y perfecto, hoy y ahora.

Decide como respirar, como vivir, como sentir, como crear, como Ser.

A %d blogueros les gusta esto: